| Trabaje con nosotros Locales Contáctenos Suscríbase

¡Gracias por suscribirse!

Suscribir
El horno brilla de limpio
Compartir

El horno brilla de limpio

miércoles, mayo 6, 2015

Si no cuenta con un horno pirolítico, que desintegra los restos de comida a través de altas temperaturas, deberá limpiarlo manualmente. Conozca cómo hacerlo fácil.

001Los productos más fáciles de aplicar son los limpiadores líquidos en spray. Las espumas o los productos en crema también son prácticos, porque se adhieren a las paredes del horno y no se chorrean.

 

002Es recomendable limpiar el horno cuando todavía no ha acabado de enfriarse. Usar un estropajo suave y detergente lavavajillas común es suficiente para mantenerlo en buen estado.

 

003Si se ha derramado algún líquido en el interior del horno espolvoree sal cuando todavía está caliente y, luego, deje enfriar. Cuando esto ocurra retire y limpie el líquido con una esponja húmeda.

 

004Otra opción para eliminar los malos olores es colocar unos trocitos de piel de limón o naranja en el interior del horno y encenderlo a temperatura media. Lo deja unos 15 minutos, para que la piel lo absorba.

 

005Para eliminar los olores que quedan en el horno después de preparar cualquier comida, mezcle vinagre con sal y páselo con un paño por el horno tibio. Cuando se seque retire con otro paño húmedo.

 

006Las partes desmontables del horno, como las bandejas se pueden limpiar con detergente y agua tibia. Para limpiar dentro del horno necesita un producto que contenga ingredientes específicos para despegar los residuos de grasa, aceite o alimentos y que además afloje las manchas.

Recuerde que tenemos todos estos beneficios y promociones para usted

Novedades de la semana | Ver todas

Limpieza de la cocina

Cocina, de arriba para abajo Empiece la limpieza por la parte superior de todos .. Ver más

9 cosas que puede hacer con pasta dental en su hogar

A la hora de hablar de productos que no pueden faltar en el hogar y principalmen.. Ver más

Aprenda a preparar una mochila de emergencia

¡Más vale prevenir que lamentar! Aunque suene trillada esta frase, nunca está.. Ver más